¿Quién inventó la depilación brasileña?

 

 

Ahora que se acerca la temporada de verano, comenzamos a pensar en bañadores y bikinis y corremos a nuestro centro de belleza para pedir la famosa “depilación brasileña”. Pero, ¿qué pasaría si os dijéramos que este tipo de depilación nació en Nueva York, y no en Brasil?

Pues chicas, todo comenzó con las J Sisters (sí, los nombres de todas empiezan con J, como las Kardashians con la K), unas hermanas que nacieron en un pequeño pueblo de Brasil. Les costó comenzar a ganarse la vida, pues vivían en el seno de una familia muy machista y no se las dejaba salir si quiera sin una chaperona. Pero, cuando su padre cayó en bancarrota, los servicios de estética que ofrecían las hermanas en el patio trasero de su casa pasaron a consolidar el sustento económico de la familia, y consiguieron montar tres salones en la ciudad.

En un hogar tan tradicionalista parecía que la única manera de salir de allí era a través del matrimonio, pero Jocelyn, la cuarta hermana, soñaba con ver el mundo. Ahorró y consiguió viajar a Nueva York, a visitar a una amiga. Tenía pensado quedarse durante un mes, pero los pocos cientos de dólares que poseía se acabaron a los pocos días. Sin dinero y sin saber hablar inglés, solo tenía dos opciones: volver a Brasil o tratar de buscar trabajo. Optó por la segunda, comenzando a trabajar en un salón especializado en uñas, que regentaba una portuguesa. Allí adquirió prestigio hasta que un día se topó con un cliente llamado Adnan Khashoggi, un magnate saudita dedicado al negocio de las armas que la contrataba por días pagándole hasta 100$ la hora solo para hacerle la manicura entre reuniones.

A partir de este momento, Jocelyn comenzó a conocer a gente con mucha influencia en Nueva York y, poco a poco, todas sus hermanas fueron llegando a la gran manzana.

Pocos años después, a principios de los años 90, comenzaron a ofrecer en sus salones una depilación de bikini que consistía en retirar todo el vello púbico incluyendo el de abajo, no solo el de los laterales. Todo comenzó cuando Janea, una de las hermanas, observó a una mujer en la playa de Bahía con un diminuto bikini, y vió el vello púbico que le asomaba por detrás. “Fue como un espejo que se rompe” admitió Janea “¿es que tenemos vello ahí atrás?”. Pero, cuando fue a un salón de belleza a que se lo quitara, recibió una negativa, así que decidió hacérselo ella misma y, tras más de tres horas y sirviéndose de cera y un espejo, Jaena salió muy contenta con su resultado.

Cuando las hermanas introdujeron el procedimiento en Nueva York, la depilación de bikini con cera era ampliamente popular. Les ayudó que las editoras de las revistas de moda estaban entre sus clientas.

“Nuestro único error fue no haberlo llamado la depilación J Sisters”, dice Jonice.


Muchos quisieron atribuirse la idea de la depilación brasileña, incluso Jonice cuenta que Playboy llamó a uno de sus salones, “Dijeron: ‘Es nuestra, lo hicimos para el sitio porno'”.

Y su defensa fue decir que eso era lo que todo el mundo hacía en Brasil. “Les dije que nosotras estábamos introduciendo nuestra cultura“.

“Esa es la razón por la que en todo el mundo se conoce como depilación brasileña. Jugué con esa ficha para que me dejaran en paz. Pero empezó acá, no allá”.

 

Muchos años después, ésta sigue siendo la forma más famosa de depilación, y la que más reclamo tiene. ¿Tienes listo tu pubis para los pequeños bikinis y bañadores que están de moda? En NewLaser te ayudamos a despedirte para siempre de ese molesto vello púbico, ¡contacta con nosotros!

 

 

 

No Comments

Post A Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies